5 cosas que hemos amado y 4 cosas que hemos odiado del estreno de “While You Were Sleeping”

2017-10-03 06:57:27 2017-10-03 07:23:10

Después de mucha expectación, ¡el nuevo drama de SBS “While You Were Sleeping” finalmente está aquí! Como con cada K-drama, hay cosas que nos han parecido geniales y otras que no tanto. ¿Tienen curiosidad por saber qué es lo que más y lo que menos nos ha gustado de los dos primeros episodios? ¡Lean!

Atención: SPOILERS.

1. Amamos: La heroína entrañable

Nam Hong Joo (Suzy) es todo lo que deseamos en una protagonista. El drama en sí mismo lo dice todo:

Es rara, divertida y está un poco loca… Y eso lo encontramos muy conocido.

Ella puede ser un poco delirante también… Pero de forma divertida.

2. Odiamos: La drama sin sentido de los K-dramas

Es raro encontrar un drama que no tenga fallos de lógica, a menudo para darles un efecto dramático y “While You Were Sleeping” no es una excepción.

El ejemplo más claro es el clímax del primer episodio, cuando los tres protagonistas casi tienen un accidente de coche en el que consiguen no colisionar contra un peatón. Deciden llorar, gritar, abrazarse… ¡¿En medio de una carretera?! ¿No deberían preocuparse de no ser atropellados?

¿Dónde han ido los demás coches?

Oh, parece que ya ha acabado el momento romántico.

Para añadir más daño a esta escena, mientras que los personajes se dirigen al hospital, los escritores decidieron que el tercer protagonista, Lee Yoo Beom (Lee Sang Yeob), vaya a casa solo como si no se hubiera visto involucrado en un accidente.

¿Tienes bien el cuello? 

Aunque supongo que es perdonable, ya que los otros dos protagonistas pudieron pasar mucho tiempo solos en la ambulancia:

3. Amamos: Jae Chan y su obsesión con las selfies

Como si no tuviéramos ya suficientes razones para amar a Jung Jae Chan (Lee Jong Suk), nuestro protagonista está obsesionado con tomarse selfies.

No podemos culparlo por estar emocionado por su nuevo trabajo y por su nuevo coche, pero sentimos algo de vergüenza cuando posa delante de la oficina.

4. Odiamos: Los co-trabajadores de Jae Chan

Hablando de sus trabajadores, ¿por qué son tan pasivo-agresivos? Claro, Jae Chan es un poco inmaduro, pero nadie le dice como hacer las cosas de su nueva oficina, en vez de eso le dan la espalda. ¿No deberían estar emocionados por el nuevo en vez de volverse contra él?

Ni su sentido de la moda está a salvo de las críticas.

El como lo tratan nos entretiene, pero ya es hora de que le den algo de respeto.

5. Amamos: Las tomas de ida y vuelta entre los protagonistas

El drama continúa poniendo a Jae Chan y Hong Joo en los zapatos del otro, lo que nos da escenas muy divertidas.

Como cuando Hong Joo desmonta el intento de Jae Chan de ser buen vecino:

Solo que Jae Chan hace lo mismo más tarde:

O cuando Jae Chan se intenta acercar a Hong Joo en la parada del autobús…

Pero luego él es el que pide distancia.

6. Odiamos: Perder los giros de “sorpresa”

Una de las cosas que no se manejó particularmente bien fue la secuencia en la que se recordaba la muerte del padre de Hong Joo. Me pregunté por qué el drama hizo que el flashback parecía parte del presente y por qué se referían a la joven Hong Joo como “él”… Pero en realidad el drama nos estaba tratando de engañar para que no encontrarámos que la conexión era Hong Joo. Por ejemplo:

Lo que fue una sorpresa fue que, de hecho, era Hong Joo, pero la escena fue plana, a pesar de la música dramática y de la sorpresa de los personajes.

¿De verdad no lo sabían?

7. Amamos: La conmovedora relación madre-hija

La relación de Hong Joo con su madre (Hwang Young Hee) nos produce sentimientos. Las dos se pelean y se burlan la una de la otra.

“Mamá, sabes que no soy de la clase de las que dan el primer paso con los chicos”.

“Oh, claro que lo sé”.

“¿Puedes dar el primer paso con los chicos viéndote así?”.

Pero al final hace que nuestros corazones se sientan cálidos y a pesar de los extraños poderes de Hong Joo y sus implicaciones a menudo aterradoras, necesita el apoyo de una madre.

*Eres lo único que tengo en este mundo,*

*Así que no me dejes*

8. Odiamos: El cliché de la conexión de la infancia

Cuando pensaba que habíamos evitado esto, llegó al final del segundo episodio: el clásico flashback a cuando los dos protagonistas se encuentran de niños.

¿Pueden los personajes de los K-drama no enamorarse después de haber tenido un encuentro en la juventud? ¿Por qué ocurre esto? Espero que su encuentro tenga algo que ver con sus poderes de soñar, al menos esto le daría algo de luz a este cliché.

9. Amamos: La trama bien pensada

“While You Were Sleeping” tiene tres dimensiones en el tiempo: flashbacks, mundo de los sueños y mundo real. A veces el mundo de los sueños y el real es el mismo— pero a veces no. Añadamos el hecho de que los protagonistas pueden alterar el futuro, y tendremos un drama en el que no sabemos qué es lo real y qué no lo es, lo cual hace que tengamos la oportunidad de tener muchos giros interesantes.

¿Qué implicaciones tendrá esto en el futuro? ¿Las cosas entre Jae Chan y Hong Joo se pondrán mejor o peor? ¿Cómo llegarán de lejos para salvar el destino de la gente? Hay muchas cosas por decidir, y ningún personaje parece a salvo.

Después de todo “While You Were Sleeping” tuvo un estreno muy fuerte, y parece que podemos seguir esperando lo mismo. Así que si aún no lo han hecho, ¡vean los dos primeros episodios de la serie en Rakuten Viki!

Veánlo ahora

Soompiers, ¿qué partes son las que más y las que menos les han gustado del estreno de “While You Were Sleeping”? ¡Dígannos en los comentarios!

Fuente (1)