HYBE responde al escepticismo sobre por qué Kim Garam recibió una acción disciplinaria de grado 5 si no hubo agresión física

HYBE ha hecho una declaración adicional explicando algunas de sus afirmaciones sobre las acusaciones de violencia escolar de Kim Garam de LE SSERAFIM.

Advertencia: mención de intento de suicidio.

El mes pasado, Kim Garam se vio envuelta en múltiples acusaciones de violencia escolar después de que se lanzara su primer teaser debut para LE SSERAFIM. En ese momento, HYBE emitió un comunicado oficial negando todas las acusaciones y afirmando que Kim Garam había sido víctima de acoso escolar. También anunciaron sus planes de emprender acciones legales contra quienes habían hecho las acusaciones contra Kim Garam.

A principios de esta semana, la controversia sobre las acusaciones creció cuando una foto de un documento que parecía ser un registro oficial de una reunión del comité de violencia escolar comenzó a circular en línea. El documento enumeraba a Kim Garam como autora del incidente.

El 19 de mayo, el representante legal de la presunta víctima en el incidente (en adelante, “Y”) emitió una declaración detallada en la que confirmaba que el documento que circulaba era real y que Kim Garam había sido declarada culpable de violencia escolar por el comité en el 2018.

El bufete de abogados también declaró que aunque “Y” no fue una de las personas que originalmente publicó las fotos de Kim Garam en línea en abril, los amigos de Kim Garam y personas que no conoce la han intimidado en línea desde que HYBE hizo su declaración afirmando que Kim Garam en realidad había sido víctima de acoso. Según la firma, los ataques en línea posteriores llevaron a “Y” a intentar suicidarse y abandonar la escuela y su madre ahora permanece a su lado las 24 horas del día para asegurarse de que no se lastime nuevamente.

El bufete de abogados acusó a HYBE de someter a la presunta víctima a una segunda ronda de daños y afirmó que, si bien intentaron comunicarse con la agencia sobre el asunto y les enviaron la evidencia en cuestión el mes pasado, no recibieron una respuesta. Luego le pidieron a HYBE que se disculpara y enmendara su declaración anterior sobre que Kim Garam era la víctima, afirmando que “Y” no estaba interesada en el dinero, pero quería que la verdad se revelara correctamente y que se limpiara su nombre.

Al día siguiente, HYBE respondió con una declaración detallada en la que afirmaban que si bien era cierto que Kim Garam había sido declarada culpable de violencia escolar en el 2018, no había cometido ningún tipo de agresión física. Según HYBE, “Y” tomó una foto de uno de sus compañeros de clase mientras se cambiaba y vestía sólo ropa interior, luego la publicó en línea sin su permiso y Kim Garam simplemente confrontó con enojo a “Y” por sus acciones. HYBE también alegó que “Y” no había recibido ninguna medida disciplinaria por sus malas acciones, mientras que Kim Garam y una de sus amigas habían sido castigadas simplemente por discutir con ella. (Se puede encontrar una traducción completa de la declaración aquí.)

Sin embargo, algunos expresaron escepticismo sobre la declaración de HYBE debido al hecho de que Kim Garam recibió una acción disciplinaria de Grado 5 del comité de violencia escolar, lo que significa que tanto ella como sus padres debían realizar un curso educativo especial sobre violencia.

En Corea del Sur, los comités de violencia escolar generalmente se convocan sólo para casos graves de intimidación y violencia (a diferencia de las discusiones verbales entre estudiantes) y cuando se toman medidas disciplinarias, hay nueve grados de castigo con diferentes niveles de severidad: Grado 1 ( el más leve) es ordenar al agresor que se disculpe, mientras que el Grado 9 (el más duro) es la expulsión. A partir del Grado 5, los padres del perpetrador también deben completar un curso educativo sobre violencia.

Según el Ministerio de Educación, el Grado 5 es “una medida que se toma cuando parece poco probable que medidas como el servicio comunitario sean suficientes para que el estudiante agresor sienta remordimiento por sus acciones por sí mismo, con el fin de reformar su mentalidad sobre la violencia y hacerles reflexionar sobre sus acciones con la ayuda de un profesional”.

Como la mayoría de las medidas disciplinarias que se toman en los casos de violencia escolar, incluso las que involucran agresión física, por lo general se ubican entre los Grados 1 y 3, es poco común que se tomen medidas disciplinarias de Grado 5 en un caso en el que no hubo agresión física. Por lo tanto, muchos expresaron confusión sobre cómo el caso de Kim Garam podría haber justificado un castigo de Grado 5 sin violencia física.

El 21 de mayo, HYBE respondió oficialmente a las preguntas sobre su declaración anterior al reiterar: “Se tomaron medidas disciplinarias de Grado 5 a pesar de que no hubo absolutamente ninguna violencia física”.

HYBE continuó: “Hasta donde sabemos, los comités de violencia escolar se llevan a cabo de manera diferente según el asunto, la escuela, el distrito y los miembros, ya que no son tribunales de justicia”.

“En ese momento, la madre de Kim Garam creía que la escuela había tomado la decisión que más ayudaría a su hija, por lo que no apeló la decisión”, continuaron. “Ahora, la madre de Kim Garam lamenta profundamente no haber cuestionado el grado de la acción disciplinaria del comité de violencia escolar y simplemente haberla aceptado. Pero en ese momento pensó que esa era la mejor manera de educar a su hija”.

Mientras tanto, HYBE también anunció ayer que Kim Garam hará una pausa temporalmente para concentrarse en “sanar su corazón herido”, con LE SSERAFIM promocionando como un grupo de cinco miembros por el momento.

Fuente (1)

¿Cómo te hace sentir este artículo?
0
0
0
0
0