10 señales que indican estás pasando por tristeza post concierto

Si has sido lo suficientemente afortunado para asistir al concierto de tus idols K-Pop favoritos, ya sabes el proceso: los días (o semanas) después del concierto son una montaña rusa de emociones. Un momento estás en la luna porque acabas de ver en vivo a tus favoritos y al siguiente minuto tus ojos tienen lágrimas por mirar las fotos del concierto y extrañar el sentimiento y euforia que tuviste durante el programa. No te preocupes, no estás solo en esta “tristeza post concierto”.

Existen muchas fotos de que este fenómeno aparezca en nuestras vidas, y no todos pasan por las mismas fases. Pero una cosa es segura: sentirse triste porque el concierto terminó y ser incapaz de regresar para revivir esas horas es completamente familiar. Veamos algunas de las formas más comunes:

¿Realmente pasó?

Es tan tentador caer en negación y cuestionar si toda la experiencia pasó realmente. Recordando el concierto, todo empieza a ser borroso e irreal, y te empiezas a preguntar si es solo tu mente jugando contigo o si acabas de despertar de un detallado sueño. Sabemos que a veces es fácil aceptar pero si PASÓ. ¡Todo es verdad y estos recuerdos se quedarán contigo para siempre!

¿Olvidaré todo?

Empiezas a entrar en pánico cuando tratas de recordar todos los detalles y te dan cuenta que ya no recuerdas algunos momentos. Es incluso más molesto mirar videos y fotos del concierto y darte cuenta lo mucho que lo extrañas. Solo quieres apreciar cada momento de las dos mejores horas de tu vida, pero no te preocupes: los momentos más importantes no saldrán de tu mente y corazón.

Este es nuestro estado de ánimo constante.

¿Cómo explico esto?

Tus amigos y familia obviamente sabían que asistirías al concierto (bien, tal vez desconocen la cantidad de dinero que gastaste… pero todos necesitan secretos), así que ellos están listos para escuchar tu experiencia e impresiones luego de regresar a casa. Pero se vuelve increíblemente difícil poner en palabras lo que has vivido, y es incluso más difícil hablar sobre tus sentimientos. No te preocupes demasiado por esto: está bien darte tiempo y hablar del concierto después.

Cuando te preguntan cómo estuvo el concierto:

¿Cuándo los veré de nuevo?

Puede que todo inicie como algo de “una vez en la vida” pero cuando dejas el recinto, ya estás listo para comprar boletos para el concierto del siguiente tour. La triste realidad de no tener suficiente dinero para hacer eso puede ser desgarradora, pero el plan está listo: ¡solo necesitas ahorrar lo suficiente para comprarlos!

Calculando cuánto dinero necesitas ahorrar cada mes:

¿Dónde esta mi dinero?

Okay, así que todo el plan de “ahorremos dinero para el siguiente tour” sonó brillante hasta que abriste tu computadora y te diste cuenta de la cantidad de álbumes y mercancía que compraste en líneas. Comprar repentinamente toda la discografía del grupo suena como la mejor idea y quien dice que no necesitas esa frazada con el rostro de tu bias.

Cuando miras tu cuenta del banco:

¿Cómo escuchar a otro artista?

Su música es adictiva y una de las formas más fáciles de recordar el concierto es escuchando la lista de canciones otra vez. Y otra vez, y una vez más. Repentinamente, sientes que tus favoritos son los únicos artistas K-Pop en el mundo y escuchar a otro grupo o banda no es… lo mismo. Probablemente tus vecinos y padres están hartos de la misma canción, esta es la vigésima vez que la escuchas en el día, pero solo necesitan ser un poco más pacientes; tu adicción se enfriará poco después.

Escuchar las mismas tres canciones por dos días consecutivos es como:

¿Por qué todo te recuerda a ellos?

No son solo las cosas con la que la mayoría los recuerda, sino literalmente las cosas más pequeñas puedes traer “esos recuerdos”. Sin ser dramático, pero incluso algunos colores, olores, palabras o expresiones pueden recordarte de lo que pasó antes, durante y después del concierto, y las lágrimas empiezan a caer sin que te des cuenta. ¿Cómo puedes extrañar a alguien que ni siquiera conoces tan bien? Esa es la pregunta que nosotros nos hacemos en cierto punto.

Mirando cualquier objeto que tenga el mismo color que el del fandom de tu artista favorito es:

¿Qué es una lista de bias?

Muchas cosas pueden pasar en un concierto y una de las partes más emocionantes es cuando alguien inesperado del grupo toma el primer lugar de tu lista de favoritos. En lugar de intentar arreglar tu lista de bias, ver a tu grupo favorito en vivo muy probablemente hará que seas admiradora más grande de cada integrantes (si eso es posible). ¡Es momento para darte cuenta que esto es el mejor resultado después de todo!

Nuestros sentimientos con cada integrante:

¿Cómo encontrar motivación en la vida?

Regresar a tu vida cotidiana es la fase más dolorosa de tu tristeza post concierto. Todo parece completamente aburrido y pasas la mayoría del tiempo pensando e imaginando el concierto. La parte más preocupante es procrastinar en tu escuela y tareas, no porque no tengas tiempo, sino porque no sientes ganas de hacerlas. Lo cual te lleva asentirte culpable y triste al mismo tiempo, peor combinación.

¡Solo déjenme vivir y no hacer nada!

¿Será lo mismo?

Algunas veces se siente como si la tristeza y melancolía nunca se irán pero el tiempo curará todo. Y la parte más mágica del proceso de curación es que usualmente tus grupos favoritos te sacarán de tu sufrimiento: ellos parecen no descansar y regresarán con nuevo álbum cuando menos lo esperas. Apoyándolo y disfrutando su música ayudará eventualmente a olvidarte a olvidar los pensamientos triste y recordarás los momentos del concierto como los mejores de tu vida.

¡Soompiers! ¿Has pasado por la “depresión post concierto”? ¡Cuéntanos tu experiencia en los comentarios!

Fuente (1)

¿Cómo te hace sentir este artículo?
0
0
0
0
0